sábado, 28 de enero de 2017

Efemérides del 28 de enero


El 28 de enero de 1597 fue bautizada en la iglesia parroquial de Ntra. Sra. de los Ángeles de Mallén Dª Inés Ruiz de Razazol. El 1619 contrajo matrimonio con el borjano D. Diego Nogués, oficiando la ceremonia D. Pedro Ruiz de Razazol, hermano de la contrayente y vicario de Mallén.
Establecieron su residencia en nuestra ciudad, donde tuvieron tres hijos de los que sólo uno llegó a edad adulta, profesando en la Orden de Predicadores. Al fallecer D. Diego en 1646, dejó como heredera universal de su cuantiosa fortuna a su esposa.
Decidió invertirla en la creación de un convento de religiosas y, tras intentarlo en su localidad natal, al final su propósito llegó a buen término, en 1652, con la fundación del convento de la Concepción de Borja, en el que entró Dª Inés que tomó el nombre de Sor Inés María de la Cruz, profesando el 30 de septiembre de 1653.

Falleció en 12 de julio de 1672, sin que pudiera ver terminada la iglesia y la edificación que ahora acoge a ese convento. 




El 27 de enero de 1932 (por error habíamos reseñado el 28) falleció en Borja D. Manuel Lorente Atienza. Nacido en Gea de Albarracín (Teruel) en 1870, tras cursar la carrera de Derecho en la universidad de Valencia, contrajo matrimonio en Borja con Dª Pilar Zaro Cintora, estableciendo aquí su residencia.
Militante del Partido Radical fue un activo luchador por sus ideales republicanos y un político ejemplar que destacó por su sencillez, su austeridad y su entrega al servicio público. Alcalde de Borja entre el 1 de enero de 1912 y el 1 de enero de 1914, fue elegido Presidente de la Excma. Diputación Provincial de Zaragoza, en 1918, de la que ya era Diputado por el partido de Borja.

Al proclamarse la II República fue quien dio posesión a los concejales del primer ayuntamiento y, pocos días después, fue nombrado Gobernador Civil de Zaragoza, siéndole tributado un caluroso homenaje en nuestra ciudad.



En junio de 1931 fue elegido Diputado a las Cortes Constituyentes por la provincia de Teruel. Pocos meses después moría en Borja y su entierro fue una gran manifestación de duelo, con gentes llegadas desde los más diversos lugares. Sus restos reposan en nuestro cementerio, en un nicho cuyá lápida fue donada por el M. I. Ayuntamiento y en la que se hacen constar los cargos que desempeñó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada