lunes, 30 de enero de 2017

Nueva lápida conmemorativa


         El Centro de Estudios Borjanos ha encargado esta lápida, con la que se pretende conmemorar el asalto al fuerte de Capuchinos, donde se había refugiado la guarnición francesa en nuestra ciudad, al mando del capitán Rouillac. Tras una heroica defensa, capitularon el 16 de octubre de 1812, ante fuerzas muy superiores en número, apoyadas por artillería.

         Nuestro propósito era el haberla colocado hace tres años, coincidiendo con el II Centenario de esta gesta, que puso fin a la presencia militar francesa en Borja. No fue posible en aquellos momentos, pero queríamos que quedara constancia de ello y, por eso, se ha preparado ahora.




       Será colocada, tan pronto como el tiempo lo permita y finalicen las obras de adecentamiento que va a acometer el M. I. Ayuntamiento, en la fachada de la antigua iglesia del convento de capuchinos. En la fecha elegida se llevará a cabo un acto académico en el que se ponga de manifiesto lo ocurrido en aquella fecha y, seguidamente, se procederá al descubrimiento de la lápida, con la debida solemnidad.



         Recordamos que, en ese mismo lugar, ya colocamos otra lápida conmemorativa, recordando la heroica defensa de los borjanos frente a las tropas austracistas. El convento fue el primer reducto en caer, antes del asalto definitivo a la ciudad, con numerosas bajas y en el que los habitantes de Borja defendieron con tesón la causa de Felipe V, razón por la cual fueron recompensados simbólicamente al término de la Guerra de Sucesión.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada